SALMOREJO DE UVAS

Si hay dos platos que caractericen al verano esos son el salmorejo y el gazpacho. Se pueden hacer de mil maneras, usando los ingredientes que más nos gusten, tomates, pimientos, uvas, manzana, pepino, remolacha, aguacate, melón…

En esta ocasión os he preparado un salmorejo de uvas, ya que caza a la perfección con el resto de ingredientes típicos del salmorejo. Además la uva le aporta un dulzor y frescor especial al plato. Y para crear un contraste de sabores, he añadido un poco de queso curado rallado (a modo de decoración), el cual le aporta potencia, junto con el jamón curado. Pero podéis sustituirlo perfectamente por el clásico huevo duro picado.

Os animo a probar este salmorejo novedoso porque realmente está delicioso.

Pinchando aquí tenéis la receta de un gazpacho de zanahorias y melón que está delicioso y además de refrescarnos, nos ayuda a broncearnos por la gran cantidad de betacaroteno que contiene la zanahoria.

Ingredientes:

-3 tomates

-200 gr. uvas

-1/2 diente de ajo

-50 gr. migas de pan

-1 cucharada vinagre

-Aceite de oliva y Sal

-Decoración: queso de cabra rallado, jamón curado y cebollino picado

Preparación:

Comenzamos pelando los tomates y los ponemos en el vaso de la batidora. También le quitamos la piel y las pepitas a las uvas y las pondremos en la batidora junto con el pan, el vinagre y la sal. Trituramos todo y vamos echándole el aceite poco a poco. Hasta que esté todo bien ligado.

Emplatamos y servimos con unos trocitos de jamón serrano, el queso rallado, cebollino picado y un chorrito de aceite de oliva.

Sugerencias:

*Si nos gusta con una textura más líquida podemos añadir un poco de agua.

PIZZA DE CALABACÍN (fácil y sin aceite)

Una pizza deliciosamente rica, muy nutritiva y facilísima de preparar ya que la masa no requiere de tiempo de reposo. Resulta ideal para incorporar verduras, de forma divertida, en la alimentación diaria, sobre todo de los más pequeños que suelen ser los más reacios a tomarlas de la manera habitual (en cremas, purés o guisadas). El sabor del calabacín no se aprecia en absoluto, éste únicamente contribuye aportando nutrientes y jugosidad a la pizza. 

Con estas cantidades de base de pizza de calabacín, salen dos masas finitas medianas. Si solo queréis preparar una, podéis optar por hacer la mitad de las cantidades de la base, o hacerla tal cual la indico, hornear las dos a la vez, y guardar en la nevera la base que no uséis para utilizarla al día siguiente, que es lo que yo he hecho).

Como topping he empleado simplemente tomate, cebolla y quesos, pero podéis incorporar los que más os gusten, jamón, atún, pimiento, gambas…

Una comida o cena ideal para compartir en familia, que tendréis lista en cuestión de minutos. ¿A qué os gusta la idea? Probad para que veáis que está increíblemente deliciosa. Y aquí os dejo otras sugerencias de pizzas vegetales que están divinas también: pizza de calabaza, pizza de berenjenas y pizza margarita (pinchando sobre el nombre llegaréis a la receta).

Ingredientes para la base:

1 calabacín rallado

-5 cucharadas de harina integral

-1 huevo

-Sal

Ingredientes para el topping:

Tomate frito

-Queso curado rallado

-1/2 cebolla (en tiras y pochada)

-1 mozzarella

-Orégano

Preparación:

Precalentamos el horno a 180º. Y comenzamos preparando la base de la pizza, para la cual mezclamos en un bol el calabacín rallado con la harina integral, el huevo y la sal. Cuando tengamos una masa compacta la dividimos en dos y las ponemos sobre la bandeja de hornear (sobre papel vegetal para que no se pegue). Horneamos 15 minutos, con cuidado de que no se quemen los borden si han quedado muy finos.

Sacamos del horno y disponemos sobre ésta el tomate frito casero (o salsa de tomate), el queso rallado, la cebolla y la mozarella en rodajas. Añadimos orégano y llevamos al grill del horno por 5 minutos o hasta que la mozzarella se derrita. Servimos de inmediato.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

ALBÓNDIGAS SALUDABLES

Las albóndigas son un plato delicioso y muy conocido en cualquier parte del mundo, aunque sí es verdad que dependiendo de dónde nos encontremos varían sus ingredientes y su forma de elaboración. En esta ocasión las he preparado con una salsa de tomate natural, ya que ésta realza y potencia el sabor de la carne de las albóndigas. Y para hacerlas en una versión light y restarle calorías, en lugar de freírlas las he dorado en una plancha. Han quedado estupendas, ya que se sellan por fuera y terminan de cocerse en la salsa de tomate natural. Una manera sanísima de degustarlas sin abusar del aceite.

He utilizado una mezcla de carne de ternera y carne de pollo para que quedara una masa suave aunque hay que tener en cuenta que saldrán mucho más tiernas si se utiliza una proporción mayor o únicamente carne grasa (ternera) que magra (ave). Aquéllas que hayan sobrado se conservan perfectamente en la nevera hasta cinco días, en un recipiente hermético. También se puede optar por congelarlas antes cocinarlas y simplemente bastará con descongelarlas unas horas antes. Estarán perfectas para degustarlas.

Las albóndigas también pueden prepararse con pescado, verduras, queso… admiten infinidad de variaciones y todas con un resultado exitoso. ¿Os animáis a preparar esta delicia de receta super saludable?

Ingredientes:

-300 gr. carne molida de ternera

-200 gr. carne molida de pollo

-1 cebolla

-2 dientes de ajo

-1 huevo

-Perejil

-1/2 taza de leche

-1/2 taza de migas de pan duro

-Aceite de Oliva, Sal y Pimienta

Salsa de tomate natural

 

 Preparación:

Pelamos y picamos finamente la cebolla y los ajos y los pochamos en una sartén con un poquito de aceite de oliva. Cuando la cebolla esté casi transparente retiramos del fuego y dejamos enfriar.

Por otro lado, remojamos las migas de pan en la leche para que se ablanden y reservamos.

 En un cuenco amplio ponemos las carnes molidas junto con el huevo batido, la sal, pimienta negra, el perejil lavado y finamente picado, las migas de pan (que habremos desmenuzado con la ayuda de un tenedor) y la cebolla con los ajos. Removemos bien para integrar todos los ingredientes y formamos bolitas pequeñas. Las ponemos en una plancha ligeramente untada con aceite de oliva y simplemente las marcamos por fuera hasta que estén doraditas (terminarán su cocción en la salsa).

Hacemos la salsa de tomate natural (pinchando aquí tienes la receta).

Introducimos las albóndigas en la salsa de tomate y dejamos cocer durante 15 minutos a fuego lento hasta que la salsa se haya espesado y las albóndigas se hayan cocinado en su interior. No hay que pasarse en la cocción para que no resulten secas dentro.

Sugerencias:

*Se pueden cocinar las albóndigas en el horno en lugar de en la plancha.

*Se pueden añadir unos guisantes y unos champiñones a la salsa de tomate una vez hecha para aumentar el sabor y las propiedades nutricionales.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

BACALAO EN FLOR

Mi hermana y su amiga Paula venían a cenar a casa y quería elaborar un plato sorprendente, sabroso, ligero y a la vez nutritivo. Opté por una esfera de tomate y gambas aliñada con aceite de oliva y para acompañarla, un lomo de bacalao con una base de boniatos. Todo un acierto de plato, lucía muy elegante en la mesa. Una combinación perfecta de sabores y texturas, el dulzor del boniato contrastaba con el suave sabor del pescado y la cebolla aportaba un toque crujiente. Iba acompañado de un bocado refrescante y a su vez lleno de color y sabor (el tomate aporta un bonito tono rojo y las gambas brindan un característico sabor a mar).  A la vez, es un plato muy sencillo de elaborar y cargado de nutrientes.

Sobre el bacalao comentar que es uno de los pescados más consumidos en nuestro país junto con la merluza, el atún y el lenguado. Es un pescado blanco con pocas grasas, por lo que es ideal para una dieta equilibrada y saludable pero sí contiene proteínas de alta calidad, vitaminas y minerales. A su vez es un pescado de fácil digestión, rico en vitaminas B9 (ácido fólico), B12 (para el mejor aprovechamiento de los nutrientes) y minerales como el zinc (para los problemas de fertilidad), el potasio (beneficioso para el sistema nervioso y magnesio (para el buen funcionamiento de los nervios y músculos)

Ingredientes del bacalao:

-4 lomos de bacalao

-1 boniato

-1/2 cebolla

-3 dientes de ajo

-1/2 pimiento

-Orégano, Aceite de oliva y Sal

Preparación:

Comenzamos pelando y lavando el boniato para posteriormente cocerlo en abundante agua con sal. Una vez cocido lo escurrimos y reservamos.

Pelamos y cortamos en juliana la cebolla, los ajos y el pimiento. Los ponemos a pochar en un sartén con un chorrito de aceite de oliva. Cuando esté casi transparente añadimos los lomos de bacalao salpimentados y doramos por ambos lados. Cortamos en láminas finas el boniato y reservamos.

Para el montaje del plato (por comensal), colocamos en la base del plato las láminas de boniato formando una flor. Sobre éstas ponemos un lomo de bacalao y decoramos con la cebolla y pimiento rehogados. Espolvoreamos con orégano y rociamos la superficie con un chorrito de aceite de oliva. 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

ENSALADA CAPRESE

Si hay un vegetal que me encanta de cualquier manera, ese es el tomate. Y es que admite tantas variaciones y da tanto juego en la cocina, que es imposible cansarse de tomarlo. Resulta delicioso en pasteles salados, en un fresquito timbal, en salsa de tomate, mermelada, en ensaladas, preparado en una concassé para acompañar otra elaboración, frito (para añadirlo a un guiso, a pizzas, a un sandwich..), o simplemente con mozzarella como os presento en esta ocasión (pinchando sobre cada elaboración nombrada anteriormente tendréis más exquisitas recetas).

Una original y deliciosa manera de introducirlo en nuestra dieta diaria es en ensaladas. Muy fácil de preparar, cargado de vitaminas y nutrientes, es ideal como entrante o cena ligera. A continuación os explico cómo prepararlo. ¿A que suena apetecible?

Ingredientes:

-2 tomates grandes

-1 queso mozzarella

-Aceite de oliva

-Albahaca

-Sal

Preparación:

Comenzamos laminando la mozzarella en rodajitas más bien finas. Reservamos.

Por otro lado, lavamos muy bien los tomates y hacemos unas incisiones en horizontal. Colocamos dentro de cada incisión una rodaja de mozzarella. Espolvoreamos con un poco de sal, rociamos con unas gotas de aceite de oliva y decoramos con las hojas de albahaca. Servimos de inmediato.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

GAZPACHO DE ZANAHORIAS Y MELÓN

Con la llegada del verano siempre apetecen recetas fresquitas y sencillas de hacer. Y hoy presento un delicioso gazpacho de zanahoria con melón y jengibre. Partimos del tradicional gazpacho pero lo enriquecemos con zanahoria, una rodajita de melón y jengibre natural.

Un plato refrescante y nutritivo ideal para combatir las altas temperaturas, mantenernos hidratados y nutridos y ayudar a mantener el bronceado gracias al betacaroteno y vitaminas de la zanahoria. Es muy sencillo de preparar ya que sólo necesita de triturar todos los ingredientes. ¿Os apetece probarla?

Ingredientes:

-1 zanahoria

-1 rodajita de melón

-1/2 cebolla

-1 diente de ajo

-2 tomates 

-1/2 pimiento rojo

-1 trocito de jengibre natural

-200 gr. de agua

-Semillas de sésamo

-Aceite de oliva, Pimienta y Sal

Preparación:

Pelar y trocear la zanahoria, la cebolla, el ajo, el jengibre y el tomate e incorporarlos dentro del vaso de la batidora. Añadir la rodaja de melón sin la piel ni pepitas, el pimiento previamente lavado (y sin pepitas) y el agua. Triturar muy bien. Incorporar el aceite, la pimienta y la sal y volver a triturar hasta integrar todos los ingredientes. Reservar en la nevera un mínimo de 30 minutos para que esté bien fresquito.

Sugerencias:

*Si no se dispone de tiempo para refrigerarlo, se pueden incorporar unas piedras de hielo y triturarlas junto al resto de ingredientes.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

CINTAS DE CALABACÍN CON SALMÓN Y FRUTOS SECOS

Hoy presento un plato cargado de sabor, color, nutrientes y original como el que más. Estas cintas de calabacín con salmón, harán las delicias de los paladares más exigentes. Una combinación espectacular, así como un inesperado contraste de sabores y texturas. Si buscáis sorprender a vuestros invitados o simplemente queréis daros un capricho, os animo a preparar esta delicia que sin ningún lugar a dudas, os va a encantar. Y por si fuera poco, la podréis tener lista en cuestión de minutos. Un plato muy sano, sencillo y cargado de sabor.

Ingredientes:

-2 calabacines

-1 lomo de salmón

-1 puñado de frutos secos picados

-Aceite de oliva y Sal

Ingredientes para el aliño de soja:

-2 cucharadas de salsa de soja

-1 cucharada de miel

-4 cucharadas de aceite

-1 cucharada de vinagre

Preparación:

Comenzamos preparando el aliño de soja para dejarlo reposar mientras elaboramos el resto de la receta. Con el tiempo de reposo conseguiremos que los sabores ganen en intensidad. Para su elaboración simplemente ponemos todos los ingredientes en un recipiente de cristal y batimos con unas varillas o tenedor hasta que estén bien ligados. Reservamos.

Cocemos el lomo de salmón en una plancha con un pizquitín de aceite de oliva y sal. Lo troceamos o desmenuzamos y reservamos.

Por último, lavamos muy bien los calabacines ya que se usan enteros sin quitarle la piel. Con la ayuda de un pelador de verduras hacemos láminas con ellos (imitando a cintas). Los ponemos en un cazo con agua hirviendo y sal y le damos un hervor de unos segundos. Escurrimos muy bien y los disponemos en un plato. Encima pondremos los trozos de salmón y como topping, los frutos secos. Salseamos con el aliño de soja.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

PASTEL DE SALMÓN Y ESPINACAS

Si unimos en un único plato ingredientes como el salmón, las espinacas y el queso crema el éxito está garantizado, no solo en cuestión de sabor sino de propiedades nutricionales, ya que el salmón aporta proteínas animales y ácidos grasos muy beneficiosos para el organismo, las espinacas están cargadas de vitaminas y antioxidantes y el queso proporciona calcio y proteínas vegetales. Un plato que cautiva desde el primer bocado por la mezcla de texturas y sabores. Realmente merece la pena prepararlo por su simplicidad y exquisito sabor. 

Ingredientes:

-400 gr. de salmón (sin piel ni espinas)

-400 gr. espinacas frescas

-2 dientes de ajo

-300 gr. queso crema light

-1 cucharada de almendras picadas

-Sésamo tostado

-Aceite de oliva, Sal y Pimienta

Preparación:

En un cuenco poner el queso crema junto con las almendras picadas y mezclar hasta formar una crema untuosa. Reservar.

Pelar los dientes de ajo, trocearlos y dorarlos en una sartén con un chorrito de aceite de oliva. Añadir las espinacas previamente lavadas y troceadas. Remover hasta que las espinacas estén tiernas (perderán volumen con la cocción). Escurrir el agua que hayan podido soltar las espinacas y reservar.

Poner un poquito de aceite en una sartén y cocinar el salmón con sal y pimienta. Dejar templar, desmenuzar y reservar.

Para montar el pastel debemos ir formando capas. Comenzaremos con una base de salmón, encima colocaremos una capa de queso crema y sobre esta las espinacas. Pondremos nuevamente otra capa de salmón y un poco más de queso crema con almendras. Decoramos con unas semillas de sésamo y servimos.

Sugerencias:

*Se puede usar espinacas congeladas si no disponéis de espinacas frescas.

*El queso crema puede ser sustituido por requesón o queso fresco.

*Podéis ayudaros de un molde o aro para emplatar.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

LOMO ALTO DE TERNERA CON SALSA PEDRO XIMENEZ

Estamos de fin de semana y me apetecía preparar un plato especial. Pensé en una receta que llevaba rondándome por la cabeza desde hacía tiempo, una buena carne con una salsa de vino tinto. En esta ocasión elegí unos lomos de ternera pero podéis usar solomillo, carrilleras, incluso carne de cerdo… a vuestro gusto. Al igual que podéis sustituir el caldo de carne si no tenéis, por agua (o por caldo de pollo).

Elegí el vino Pedro Ximénez por su aroma dulzón pero se puede elaborar con cualquier otro vino tinto que os guste o tengáis en la despensa.

El resultado es espectacular. Una salsa muy bien ligada y llena de sabor. El efecto que le da al plato el Pedro Ximénez es increíble y sin necesidad de condimentos externos. Y es que si sabéis salsear y condimentar vuestras elaboraciones, no es necesario usar pastillas saborizadas y artificiales, no hay nada más auténtico que lo casero. Y además que se prepara sin complicación alguna. ¿Os animáis a hacerla y me contáis?

Ingredientes:

-4 lomos de ternera

-1 cebolla

-3/4 vaso de vino Pedro Ximénez (u otro vino tinto)

-1 vaso de caldo de carne (o agua)

-1 cucharada de harina

-Aceite de oliva, Pimienta y Sal

-Guarnición: 2 Patatas, 1 Zanahoria, Orégano y Salvia

Preparación:

Comenzamos haciendo la salsa, para ello ponemos un chorrito de aceite de oliva en una sartén y pochamos la cebolla picada y previamente pelada. En otro cazo ponemos un chorrito de aceite de oliva y cuando esté caliente le añadimos el vino para que reduzca. Cuando la cebolla esté transparente, añadimos la harina y el caldo. Removemos para integrar. Cuando comience a hervir echamos el vino reducido y cocinamos a fuego medio hasta que la salsa haya espesado, removiendo de vez en cuando. Trituramos y reservamos.

En un cazo con agua y sal cocemos las patatas y la zanahoria (previamente peladas y lavadas). Las patatas las partimos a cuadraditos y la zanahoria la escachamos para formar un puré.

Salpimentamos los lomos de ternera y los hacemos en una plancha con un chorrito de aceite de oliva. Para emplatar, ponemos un lomo de ternera por persona, vertemos la salsa por encima y lo acompañamos con las patatas cocidas (espolvoreadas con orégano) y el puré de zanahoria con unas hojitas de salvia encima.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

TARTAR DE AGUACATE Y LANGOSTINOS

Con unos pocos ingredientes podemos elaborar este exquisito y nutritivo plato para una cena rápida o un entrante super fresquito. Su base es el aguacate, un super alimento con muchos nutrientes y poderosos beneficios para el organismo. Éste es muy rico en aceites vegetales (ácido oleico y Omega 3). Contiene bastante potasio y magnesio, además de vitaminas del grupo B y la antioxidante vitamina E.

Para completar el aporte nutricional, lo presento combinado con verdura y langostinos. Es de muy fácil elaboración ya que solo debemos trocear los ingredientes y montar el plato. ¿Vemos como prepararlo?

Ingredientes:

-2 aguacates

-1 tomate

-1/2 cebolla

-4 lonchas jamón curado

-12 langostinos

-1/2 limón

-Aceite de oliva y Sal

Ingredientes para el aliño de soja:

-2 cucharadas de salsa de soja

-1 cucharada de miel

-4 cucharadas de aceite

-1 cucharada de vinagre

Preparación:

Preparamos el aliño de soja para dejarlo reposar mientras elaboramos el resto de la receta. Con el tiempo de reposo conseguiremos que los sabores ganen en intensidad. Para su elaboración simplemente ponemos todos los ingredientes en un recipiente de cristal y batimos con unas varillas o tenedor hasta que estén bien ligados. Reservamos.

Cocemos los langostinos, los dejamos entibiar, los pelamos y reservamos. Por otro lado, pelamos la cebolla, el tomate y el aguacate, los picamos muy finitos y los ponemos en un bol. Le añadimos el zumo del medio limón y sal. Troceamos 4 langostinos y se los incorporamos a la mezcla anterior. Removemos con cuidado para que no se deshaga el aguacate.

Para montar el plato, colocamos un aro en el plato de servir, rellenamos con la mezcla de aguacate y decoramos con los langostinos restantes. Retiramos el aro y rociamos los langostinos con un chorrito de aceite de oliva. El aliño de soja lo servimos rodeando el tartar.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

20180510_091527