COULANT 0% (sin azúcar, sin grasas)

Si hay un postre rico, riquísimo y super fácil de preparar, ese es el coulant o volcán de chocolate. Ya os había dejado en el blog la receta del coulant tradicional de chocolate negro y también otra de coulant de chocolate blanco (tenéis las recetas pinchando encima del nombre). Pero en esta ocasión os traigo una receta de coulant saludable, ya que no tiene grasas ni azúcares. El sabor es muy rico porque el plátano aporta el dulzor y la cremosidad necesaria, el huevo le da esponjosidad y el cacao le pone el toque chocolatudo al postre.

El tiempo de horneado depende de cada horno por eso es conveniente vigilarlo y hacer la prueba del palillo para que resulte cocido por fuera pero blando en su interior. Yo le he puesto un cuadrado de chocolate negro para que quedara más untuoso el interior, pero si queréis restar calorías, podéis prescindir de él. Al igual que del coco rallado que he puesto a modo de decoración.

Con estas cantidades salen 2 deliciosos coulant, si queréis hacer más cantidad, solo debéis duplicar los ingredientes. Acompañado de un vaso de leche, es ideal como desayuno saludable o merienda reconfortante. Lo tendréis listo en un abrir y cerrar de ojos ya que solamente precisa de mezclar los tres ingredientes. Incluso lo podéis congelar antes de hornear y simplemente cuando os apetezca consumirlo, lo sacáis del congelador y directamente al horno (aquí el tiempo de horneado aumentará, posiblemente necesitéis 15 minutos o un poco más, comprobadlo haciendo la prueba del palillo). Sin más, os dejo la receta.

20180719_191535
20180719_191454

Ingredientes:

-1 plátano grande o 2 medianos

-1 huevo

-2 cucharadas de cacao en polvo desgrasado

-Opcional: 2 cuadrados de chocolate puro y coco rallado (para decorar)

Preparación:

Escachamos muy bien el plátano y lo mezclamos con el huevo y el cacao. Vertemos en los moldes previamente enharinados e insertamos un cuadrado de chocolate en cada uno. Horneamos 12 minutos en horno precalentado a 180º.

Desmoldamos y decoramos con coco rallado.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

PIE de CHOCOLATE, AVENA y CALABAZA (sin horno, sin harina, sin azúcar, sin huevo ni leche)

Sin horno, ni leche, ni harina, ni huevo, ni azúcar!! Os imagináis un postre que reúna todas estas características? Pues ya es posible, se trata de un delicioso pie o tarta cuya base es la avena y frutos secos, junto con cacao desgrasado. Como relleno he usado simplemente puré de calabaza (únicamente debéis pelar la calabaza, quitarle las pepitas, trocearla y cocinarla con un poco de agua hasta que esté tierna). Para potenciar el sabor de la calabaza la he especiado e incorporado mi siempre fiel caramelo de dátiles (tenéis la receta pinchando aquí). Si os gusta más dulce podéis incorporar más caramelo de dátiles o vuestro edulcorante favorito. Como topping le he puesto un poco de chocolate derretido, ya que el contraste con el dulce de la calabaza queda espectacular, pero podéis sustituirlo por coco rallado, frutos secos troceados o dejarlo tal cual.  

Y es que se puede comer postre sanamente, proveyéndonos de nutrientes y sin añadir calorías extras a nuestro organismo. ¿Os animáis a preparar esta delicia? ¡Os encantará!

Ingredientes para la base:

-125 gr. de copos de avena

-3 cucharadas de cacao puro desgrasado

-2 cucharadas de miel

-1/2 taza de almendras

-10 dátiles

-2 cucharadas de agua

Ingredientes para el relleno:

-400 gr. de puré de calabaza

-4 cucharadas de caramelo de dátiles

-1 y ½ cucharadita de canela molida

-1 cucharadita de jengibre molido

-1/2 cucharadita de nuez moscada

-4 cucharadas de coco rallado (opcional)

-4 hojas de gelatina neutra (o agar agar)

-100 ml. bebida de almendras (u otra bebida o leche de tu preferencia)

-4 cuadrados de chocolate de fundir

Preparación:

Comenzaremos haciendo la base de la tarta, para ello ponemos todos los ingredientes en una trituradora y trituramos hasta obtener una masa compacta y manejable (incorporar un poco más de agua si vemos que no queda compacta). Ponerla en un molde forrado con papel vegetal (para facilitar el desmoldado). Poner en el congelador 15 minutos para que endurezca.

Ahora preparamos el relleno. Ponemos a hidratar en agua las láminas de gelatina. Por otra parte, en un bol batimos el puré de calabaza, con el caramelo de dátiles (o el edulcorante que hayas elegido), la canela, el jengibre y la nuez moscada. Si decides ponerle coco rallado, debes añadirlo ahora. Yo no le he puesto.

Calentamos la bebida vegetal (en este caso de almendras, pero puedes usar la de tú preferencia –arroz, avena… incluso leche de vaca) y disolvemos en ella las hojas de gelatina. Lo incorporamos a la mezcla de calabaza y ésta la vertemos sobre la base de avena que teníamos en el congelador. Reservamos.

Fundimos el chocolate (en el microondas o al baño maría) y lo vertemos sobre la tarta a modo de decoración (con un palillo formamos ondas).

Refrigeramos un mínimo de 4 horas. Desmoldamos.

Sugerencias:

*Si no se dispone de leche de almendras podéis sustituirla por leche de avena, de arroz, de coco, o incluso por leche de vaca.

*Si os gusta más dulce podéis incorporar más caramelo de dátiles o vuestro edulcorante favorito.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

BROWNIE DE OREO Y NUTELLA (facilísimo)

Una delicia de brownie facilísimo!! Que prepararéis con tan solo 3 ingredientes y lo tendréis listo en 20 minutos, incluyendo el tiempo de horneado!! Ya que solamente debéis mezclar los ingredientes y hornearlos.

Un bocado espectacularmente delicioso y saludable, sin azúcares ni grasas (solamente las que traen las galletas oreo de por sí), porque está preparado con ingredientes naturales y hechos en casa. Aunque como siempre digo, si andáis pillados de tiempo podéis usarlos industriales.

Hay que tener cuidado con el tiempo de horneado, ya que debe quedar hecho por fuera pero tierno en el interior (con un exceso de horneado quedará seco dentro). Yo lo he dejado 15 minutos, pero como cada horno es diferente, recomiendo ir vigilándolo. Tener en cuenta que al enfriarse se endurecerá un poco.

Os dejo el enlace de la nutella saludable pinchando aquí. En esta ocasión he usado galletas oreo pero si usáis otro tipo de galletas, como por ejemplo las chip ahoy, también quedarán riquísimas (tenéis el enlace de las galletas chip ahoy light pinchando aquí).

¿Os gusta? ¿Os apetece ver la receta?

Ingredientes:

-1 taza de nutella

-2 huevos

-10 cucharadas de harina

Extra: 10 galletas oreo

Preparación:

Mezclar todos los ingredientes en un bol menos las galletas oreo. Precalentar el horno a 180º. Poner la mitad de la mezcla de nutella en un molde de horno (previamente engrasado), repartir encima galletas oreo y cubrir con el resto del relleno.

Hornear 15 minutos (cuidado de no excederse en el tiempo de horneado para que no quede seco). Dejar templar, desmoldar y decorar con el resto de galletas.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

TARTA HELADA CHIP AHOY (facilísima)

Con el calor apetecen postres fresquitos y qué mejor que una deliciosa tarta helada, preparada con ingredientes caseros para degustarla en la sobremesa de estos calurosos días de verano.

He empleado galletas chips ahoy caseras (tenéis la receta pinchando aquí), al igual que los helados también son caseros (las recetas pinchando sobre los nombres: helado de chocolate y helado de vainilla). Deciros que no se tarda mucho tiempo en preparar los helados y las galletas caseras; y el sabor no tiene comparación con los comprados en el super, además de que podemos controlar los ingredientes que le incorporamos. Pero es de entender que siempre no se dispone de tiempo, y si andáis con prisas, podéis usar galletas industriales de cualquier tipo, al igual que los sabores de helado que más os gusten. Y aquí os dejo la receta de esta delicia que se prepara en un abrir y cerrar de ojos.

Ingredientes:

-12 galletas chips ahoy

Helado de chocolate

Helado de vainilla

-Frutos secos troceados

-Chocolate troceado

-Galletas trituradas para decorar

Preparación:

Forramos un molde cuadrado con papel film (para facilitar el desmoldado de la tarta) y vamos poniendo capas de galletas chip ahoy y helado. Comenzamos con una capa de galletas, lo cubrimos con una capa generosa de helado de vainilla y chocolate. Espolvoreamos trocitos de chocolate y frutos secos y aplanamos con la ayuda de una cuchara. Volvemos a colocar otra capa de galletas, nuevamente espolvoreamos chocolate troceado y frutos secos y cubrimos con más helado (alternamos vainilla con chocolate). Volvemos a aplanar la superficie. Finalmente cubrimos con las galletas trituradas y guardamos en el congelador un mínimo de 4 horas.

A la hora de servir, sacar del congelador, desmoldar y servir de inmediato.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

PAN DE CHOCOLATE (sin huevo, leche, ni azúcar)

Sin lugar a dudas un dulce que lo tiene todo, está riquísimo, muy fácil de preparar y con ingredientes de lo más saludable.  Es ideal para los desayunos o meriendas; para niños, deportistas y todos aquéllos que quieran cuidarse y sentirse bien alimentados ya que en su elaboración se usan ingredientes cien por cien naturales. En esta ocasión he usado bebida vegetal (perfecto para intolerantes a la lactosa) pero he probado a prepararlo con leche de vaca y queda muy rico también.

De muy fácil elaboración, permitirá que en cuestión de 5 minutos (más el tiempo de horneado) tengáis listo esta delicia de la repostería, ya que simplemente debemos triturar o mezclar (si no tenéis batidora) todos los ingredientes. ¿Qué me decís? ¿Os animáis a probarlo?

Ingredientes:

-250 gr. de harina integral o de avena

-3 cucharadas de cacao puro desgrasado

-1 cucharada de levadura en polvo

-2 manzanas ralladas

-6 cucharadas caramelo de dátiles (ó 12 dátiles)

-1/2 taza de bebida de almendras (o avena, arroz…)

-3 cucharadas de aceite de oliva

-Chocolate troceado para decorar

Preparación:

Poner todos los ingredientes en la trituradora (menos el chocolate troceado que será para decorar) y triturar hasta obtener una mezcla homogénea. Incorporarle unos trocitos de chocolate y volver a mezclar. Precalentar el horno a 180º.

Verter la mezcla en un molde de horno (previamente engrasado) e incorporarle algunos trocitos más de chocolate en la superficie. Hornear durante 50 minutos.

Dejar enfriar por completo antes de desmoldar. 

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

PUMPINTELLA o NUTELLA VEGANA

La versión vegana de la nutella es la pumpkintella. Se prepara exactamente igual que la nutella tradicional pero en lugar de leche se usa calabaza cocida o asada. Es muy sencilla de hacer y queda riquísima, ya que la calabaza le aporta un dulzor especial. Una vez hecha podemos conservarla en la nevera hasta tres semanas.

Os animo a que la preparéis sobre todo si tenéis niños en casa, ya que es una forma ideal de que coman calabaza junto con frutos secos. Ya verás que les encantará.

Y si os apetece ver la receta de la nutella tradicional, pinchando aquí podréis acceder a ella.

Ingredientes:

300 gr. calabaza

-100 gr. avellanas

-3 cucharadas caramelo de dátiles (ó 6 dátiles)

-3 cucharadas de cacao

Preparación:

Pelamos, le quitamos las pepitas a la calabaza y la troceamos. La cocemos en agua hirviendo hasta que esté blandita (también la podemos asar en el horno).

Ya solo nos queda poner el resto de ingredientes, junto con la calabaza, en la batidora y triturarlos hasta obtener una crema untuosa. Conservar en la nevera.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

HELADO LIGHT DE CHOCOLATE

He de reconocer que me encanta el chocolate pero no especialmente en helado (ya que me resultaban algo amargos) hasta que preparé mi propio helado casero. El sabor es muy agradable al paladar, suave y cremoso gracias al plátano congelado y a la mantequilla de almendras (si no queréis usarla podéis prescindir de ella perfectamente, a mí me gusta como queda porque le aporta un poco más de cremosidad y potencia el sabor del helado). Como siempre os digo, lo endulcé con caramelo de dátiles (tenéis la receta pinchando aquí) pero podéis optar por no usarlo si queréis disfrutar al cien por cien del sabor del cacao o sustituirlo por vuestro edulcorante favorito.

Hay que tener en cuenta que al no llevar grasa ni aditivos, se derrite muy fácilmente, por lo que recomiendo que si no lo consumís en el momento, lo guardéis en el congelador hasta el momento de servir. Como veis en la foto, lo he servido con galletas caseras de chip de chocolate y ha quedado más que delicioso (tenéis la receta de las galletas pinchando aquí) ¿Qué os parece? ¿Os animáis a disfrutar de esta maravilla de chocolate? 

Y si os apetece podéis combinarlo con un helado de vainilla también muy saludable, o un original y delicioso helado de aguacate y almendras (tenéis las recetas pinchando sobre sus nombres o en la sección de helados). 

         Ingredientes:

-2 plátanos congelados

-2 cucharadas de cacao en polvo

-1 cucharada de mantequilla de almendras

-2 cucharadas de caramelo de dátiles

Preparación:

Debemos poner los plátanos pelados y troceados en el congelador un mínimo de 6 horas antes de preparar el helado. Ya que éste junto con la mantequilla de almendras, será el truco para que el helado resulte cremoso.

Y a la hora de preparar la receta ponemos el plátano en la batidora junto con el cacao en polvo, la mantequilla de almendras y el caramelo de dátiles y trituramos hasta que los ingredientes estén perfectamente integrados. Servimos inmediatamente. Si no lo consumimos en el momento lo guardamos en el congelador.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

CHIPS AHOY LIGHT

¿Os apetece disfrutar de unas deliciosas y crujientes galletas con chips de chocolate pero en su versión más sana? Pues atentos a la receta porque no tiene desperdicio, además de ser muy sencilla de preparar…

Para hacerlas lo más sanas posible y potenciar su sabor, he usado mantequilla o crema de almendras casera (podéis ver la receta pinchando aquí, si no disponéis de ella, se puede usar mantequilla común). Al igual que he endulzado la preparación con caramelo de dátiles (os dejo la receta pinchando aquí), pero podéis sustituirlo por el edulcorante que prefiráis (aunque con los dátiles resultan realmente deliciosas).

Yo usé chocolate  negro con 72% de cacao (a tener en cuenta que cuanto mayor sea el porcentaje de cacao de la tableta de chocolate, más saludable y enriquecedor será). Pero si preferís podéis optar por usar chips de chocolate ya comprados.

Un consejillo rápido es que si no tenéis harina de almendras, podéis triturar las almendras enteras hasta hacerlas polvo, pero cuidado con no pasaros en la trituración o se os quedará como una crema.

Qué os parece la receta? ¿Os animáis a prepararlas y me contáis? 

Ingredientes:

-2 vasos de harina de almendras

-1 vaso de avena

-2 huevos

-1 vaso de mantequilla de almendras

-1 vaso de caramelo de dátiles

-1 cucharadita de vainilla

-1 cucharadita de levadura en polvo

-1 cucharadita de bicarbonato sódico

-1/2 tableta de chocolate negro

Preparación:

Comenzamos batiendo ligeramente los huevos, añadimos la mantequilla de almendras, la vainilla y el caramelo de dátiles. Removemos bien e incorporamos la harina de almendras, la avena, la levadura y el bicarbonato. Mezclamos el conjunto y añadimos el chocolate negro previamente troceado pequeñito. Removemos y guardamos en la nevera, tapado con film transparente, durante 1 hora para que endurezca.

Finalmente hacemos bolitas, las escachamos un poco con la palma de la mano y las colocamos en una placa de horno forrada con papel de hornear. Horneamos en horno precalentado a 180º durante 15 minutos o hasta que veamos que están doradas.

Sacamos y dejamos enfriar sobre una rejilla.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

TARTA DE GALLETAS Y CHOCOLATE

Si hay una tarta que a todos nos recuerda a nuestra infancia esa es la tarta de galletas y chocolate. Bien fuera porque nos la preparaba nuestras mamas o abuelas con todo el cariño del mundo, o bien por las clásicas galletas María que en más de una ocasión tomábamos para desayunar junto con la leche.

Esta tarta además de ser muy sencilla de preparar es un acierto seguro sobre todo si va a ser servida para niños. Les encanta por su textura suave y cremosa y la mezcla de sabores. En esta ocasión he aromatizado la leche con un poco de café para realzar el sabor del chocolate (el café potencia su sabor). He usado nutella casera, podéis ver la receta pinchando aquí, (es super sencilla de preparar, mucho más saludable y más rica que las compradas) pero si andáis con prisas podéis usar nutella o crema de cacao industrial. La he cubierto con dulce de leche porque a mis hijos les encanta y queda muy rico el contraste del dulce de leche con el chocolate.

En otras ocasiones he puesto entre las capas de galletas un poco de coco rallado o chocolate blanco picado muy finito y queda muy rico. ¿Qué os parece? ¿Os animáis a recordar esos sabores de la infancia?

Ingredientes:

-200 gr. galletas María

-300 gr. nocilla casera

-100 gr. chocolate fondant

-200 gr. dulce de leche

-250 ml. leche

-Un poco de café

Preparación:

Comenzamos fundiendo el chocolate al baño maría o en el microondas. Por otra parte, reblandecemos la nocilla en el microondas unos 20 segundos para poder manejarla con facilidad. Y mezclamos ambas preparaciones (la nocilla con el chocolate).

Por otro lado, mezclamos la leche con el café y en ella mojamos las galletas ligeramente (con cuidado para que no se deshagan). Debemos ir formando capas con las galletas y la crema de chocolate. Para ello comenzamos poniendo una base de galletas en el fondo de un molde desmoldable y encima verteremos un poco de la crema de chocolate. Sobre ésta colocaremos otra capa de galletas y encima más crema de chocolate y así sucesivamente hasta acabar con todos los ingredientes. Para cubrir la tarta usaremos el dulce de leche, el cual habremos mezclado con un pizquitín de leche para poderlo manejar y que quede más untuoso. Guardamos en la nevera un mínimo de 4 horas. Desmoldamos y decoramos con unos hilos de chocolate, coco rallado o almendras picaditas.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

BIZCOCHO ESPECIADO DE CALABAZA

¿Habéis probado elaboraciones dulces con calabaza? ¿No? Pues garantizo que es un ingrediente que os sorprenderá muy gratamente si lo incorporáis en vuestro recetarios de repostería. Y es que con ella se pueden preparar infinidad de postres ya que combina con múltiples ingredientes. La calabaza queda perfecta en tartas, bizcochos, yogures, mermeladas, panes, brownies, helados, flanes… y muchas otras elaboraciones.

Hoy la he preparado en forma de bizcocho. Éste es muy sencillo de elaborar. Y tanto por su sabor especiado, como por su firme textura y la combinación con el chocolate, hará las delicias de vuestros invitados. ¿Una auténtica delicia! Además, resulta ideal para que los niños o aquéllos a los que no le gusta el sabor de la calabaza, la tomen, ya que su sabor queda camuflado con el resto de ingredientes.

Garantizo que si lo probáis, repetiréis seguro, no solo por su exquisito sabor, sino por la sencillez en su preparación, ya que partiendo del puré de calabaza, solo hay que ir mezclando el resto de ingredientes.

Ingredientes:

-300 gr. puré de calabaza

-275 gr. harina

– 250 gr. azúcar

-3 huevos

-150 ml. aceite

-1 sobre levadura

-100 gr. frutos secos

-1 cucharadita canela

-1/2 cucharadita jengibre en polvo

-1/2 cucharadita nuez moscada

-70 gr. chocolate negro fondant

-40 gr. crema de cacao casera 

Preparación:

Comenzamos haciendo el puré de calabaza. Para ello pelamos, lavamos y troceamos la calabaza. La ponemos a cocer en un cazo con agua hasta que esté tierna. Una vez cocida, escurrimos muy bien el agua y trituramos para formar el puré. Reservamos.

Precalentamos el horno a 180º. En un bol amplio ponemos los huevos junto con el azúcar y batimos. Añadimos el puré de calabaza y el aceite. Removemos hasta integrar. Añadimos la harina cernida junto con la levadura y removemos de nuevo. Incorporamos las especias: canela, jengibre y nuez moscada, junto con los frutos secos. Integramos con movimientos envolventes. Engrasamos un molde rectangular de 24 cm con aceite y harina. Vertemos dentro la masa y horneamos 50 minutos o hasta que el bizcocho esté cocido (compruébalo pinchando con un cuchillo para ver si sale seco).

Una vez apagado el horno, dejamos templar el bizcocho 10 minutos en su interior con la puerta entreabierta (esto es para que no se baje por el contraste de temperaturas). Sacamos del horno, dejamos enfriar y desmoldamos.

Preparamos la crema de cacao (como se muestra en este enlace o en la sección de dulces). La ponemos en una manga pastelera y la esparcimos por encima del bizcocho a modo de decoración. Por otra parte, derretimos el chocolate al microondas o al baño maría y también lo vertemos por encima del bizcocho.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!