MOUSSE DE MANGO, YOGURT Y UVAS

Si buscáis un postre fresquito, nutritivo, fácil y sin apenas grasas, esta mousse de mango y queso con uvas es vuestra opción ideal. Una mezcla mágica de sabores que harán que cada bocado deleite al comensal. Sin lugar a dudas, una opción perfecta para incorporar frutas a nuestra dieta diaria.

Ingredientes para el mousse de mango:

-1 mango

-1 clara de huevo

-1 yogurt natural casero

-2 cucharadas de queso crema

-3 cucharadas de caramelo de dátiles

Ingredientes para el mousse de yogurt:

-1 yogurt griego

-200 gr. de queso crema

-50 gr. azúcar

-1/2 cucharadita de esencia de vainilla

-Uvas para decorar

Preparación:

Comenzamos preparando la mousse de mango, para ello pelamos el mango y lo cortamos en trocitos. Lo ponemos en una batidora y lo trituramos. Añadimos el queso crema, el yogurt, el caramelo de dátiles y mezclamos. Incorporamos la clara de huevo a punto de nieve y la mezclamos junto al resto de ingredientes con movimientos envolventes. Disponemos la mousse en el fondo de las copas y reservamos en la nevera.

Ahora preparamos la mousse de queso. Tan fácil como mezclar el yogurt con el queso crema y el azúcar. Añadimos la vainilla. Y volvemos a mezclar el conjunto.

Sacamos de la nevera las copas con la mousse de mango y vertemos encima la mousse de yogurt. Refrigeramos durante 1 hora y servimos con unas uvas a modo de decoración.

 ¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

MOUSSE DE AGUACATE Y ALMENDRAS

Si buscáis un postre fácil, rápido, cargado de sabor y de nutrientes, y lo mejor, sin grasas añadidas, esta mousse de aguacate y almendras es la opción perfecta.

He combinado varios super alimentos como son el aguacate, las almendras y el plátano, por su riqueza nutricional y la gran cantidad de energía que aportan al organismo. No he utilizado nata para no incrementar calorías ni grasas a la elaboración, ya el plátano le aporta la cremosidad tan característica de las mousses.

Es ideal como postre, tentempié o incluso como merienda saludable para aquellas personas sometidas a un gran esfuerzo (deportistas, trabajos que requieren destreza física…). Además, que lo podéis envasar en un botes de cristal o tupper y llevarlo al trabajo, al gimnasio, a la playa, al parque o donde se os ocurra, para tomarlo y recobrar energía J Os animo a probarlo, y os garantizo que si lo hacéis de seguro repetiréis.

Ingredientes:

-2 aguacates

-1 plátano

-1 limón

-3 cucharadas azúcar

-Bizcochos de soletilla triturados

-1/2 vaso de almendras 

Preparación:

Pelamos los aguacates y el plátano y los trituramos con la batidora junto con las almendras (reservamos varias para decorar). Añadimos el zumo de limón y el azúcar. Mezclamos bien.

En los vasos de servir, ponemos en el fondo unas cucharadas de los bizcochos de soletilla triturados y encima vertemos la mousse. Refrigeramos un mínimo de 4 horas. A la hora de servir, decoramos con las almendras reservadas.

Sugerencias:

*Se puede usar otro tipo de base para la mousse, como: galletas trituradas, otro tipo de bizcocho o magdalena, o incluso prescindir de ellos si se prefiere una versión light.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

MOUSSE DE CHOCOLATE BLANCO Y KIWI

¿Puede haber una combinación más rica que la de chocolate con fruta? Ummmm exquisito!! Y es que el chocolate combina con casi cualquier fruta y más si se trata de chocolate blanco… En esta ocasión he combinado kiwi con una delicada mousse de chocolate blanco. ¿Os podéis imaginar el sabor de la mezcla? Os cuento, por un lado tenemos el potente e intenso sabor ácido del kiwi envuelto con el dulzor del siempre delicioso chocolate blanco. Un auténtico placer para los más golosos de la casa.

Además, se trata de una receta muy sencilla de preparar, muy fresquita de cara al verano y con la cual potenciamos el consumo de fruta. Ya veréis que nadie será capaz de resistirse… Sin más vamos a explicar la receta.

Ingredientes:

-90 gr. chocolate blanco

-300 ml. nata líquida

-1 cucharadas azúcar

-2 kiwis

-2 hojas gelatina neutra

.Preparación:

Comenzaremos fundiendo el chocolate blanco al baño maría. Para ello troceamos el chocolate y lo ponemos en un cuenco (que no sea plástico). Éste lo pondremos dentro de un cazo un poco de agua y llevamos al fuego hasta que se derrita. Dejamos templar.

Montamos 250 ml. de nata y reservamos el resto. Ambas natas las conservaremos en la nevera hasta que las volvemos a utilizar.

Por otro lado, pondremos a hidratar las hojas de gelatina en agua fría.

Sacamos de la nevera los restantes 50 ml de nata y la ponemos en un cazo a calentar. Retiramos del fuego, le añadimos la gelatina hidratada y escurrida y mezclamos hasta que se disuelva. Añadimos el chocolate blanco fundido y volvemos a mezclar. Finalmente incorporamos el resto de la nata montada y mezclamos con mucho cuidado con la ayuda de una cuchara de madera. Reservamos en la nevera.

Pelamos los dos kiwis, uno de ellos lo troceamos en cuadritos pequeños y reservamos para la decoración. Y el otro lo trituramos con la batidora junto con el azúcar.

Finalmente montamos las copas con un poco de kiwi triturado en el fondo y encima incorporamos la mouse de chocolate blanco. Decoramos con trocitos de kiwi troceados.

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!