MAGDALENAS RELLENAS DE NUTELLA

¿Conocéis a alguien capaz de resistirse a unas ricas magdalenas a la hora del desayuno o merienda? ¿Y si te dijera que éstas están rellenas de nutella? De todos es sabido que la bollería industrial no es muy saludable, pero la cosa cambia si preparamos los dulces en casa. Estas magdalenas son muy sencillas de preparar, requieren de ingredientes básicos y su sabor es espectacular.

La vainilla junto con la nocilla le aportan un aroma y gusto indescriptible. Es por ello que os animo a que las preparéis y comprobéis por vosotros mismos lo deliciosos y nutritivos que pueden ser vuestros desayunos y meriendas.

Pinchando aquí tendréis la receta de la nocilla tradicional. Aunque también quedan deliciosas rellenas con la nocilla vegana o pumpintella (la receta la tenéis pinchando aquí) o incluso rellenas de la mermelada que más os guste o mantequillas saludables (podéis ver las recetas en la sección de mermeladas y cremas untables).

Ingredientes:

-2 huevos

-150 gr. de panela

-125 ml. de leche de almendras

-80 ml. de aceite de oliva

-200 gr. de harina

-50 gr. harina de almendras

-1 sobre levadura química

-1 cucharadita de esencia de vainilla

-1 vaso de nocilla saludable

Preparación:

Primeramente debemos poner la nocilla media hora en el congelador para que esté más bien dura cuando la vayamos a usar.

Comenzamos a preparar las magdalenas batiendo los huevos con la panela hasta que la mezcla aumente su volumen. Incorporamos la leche, la vainilla y el aceite e integramos bien con el resto de la masa. Añadimos las harinas tamizadas junto con la levadura. Mezclamos el conjunto. Enmantequillamos los moldes para magdalenas (o les ponemos una cápsula de papel rizado) y rellenamos con la masa hasta la mitad. Sacamos la nocilla del congelador y ponemos dos cucharaditas por magdalena. Cubrimos con un poco más de masa. Llevamos al horno precalentado a 180º durante 20 minutos o hasta que estén doraditas por fuera.

Sugerencias:

*Se puede sustituir la leche de almendras por cualquier otra bebida vegetal o leche de vaca desnatada o normal.

*Se puede sustituir la harina normal por harina integral. La harina de almendras la podéis obtener triturando las almendras hasta convertirlas en un polvo fino.

*La panela es sustituible por azúcar moreno, stevia u vuestro edulcorante habitual.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

COULANT 0% (sin azúcar, sin grasas)

Si hay un postre rico, riquísimo y super fácil de preparar, ese es el coulant o volcán de chocolate. Ya os había dejado en el blog la receta del coulant tradicional de chocolate negro y también otra de coulant de chocolate blanco (tenéis las recetas pinchando encima del nombre). Pero en esta ocasión os traigo una receta de coulant saludable, ya que no tiene grasas ni azúcares. El sabor es muy rico porque el plátano aporta el dulzor y la cremosidad necesaria, el huevo le da esponjosidad y el cacao le pone el toque chocolatudo al postre.

El tiempo de horneado depende de cada horno por eso es conveniente vigilarlo y hacer la prueba del palillo para que resulte cocido por fuera pero blando en su interior. Yo le he puesto un cuadrado de chocolate negro para que quedara más untuoso el interior, pero si queréis restar calorías, podéis prescindir de él. Al igual que del coco rallado que he puesto a modo de decoración.

Con estas cantidades salen 2 deliciosos coulant, si queréis hacer más cantidad, solo debéis duplicar los ingredientes. Acompañado de un vaso de leche, es ideal como desayuno saludable o merienda reconfortante. Lo tendréis listo en un abrir y cerrar de ojos ya que solamente precisa de mezclar los tres ingredientes. Incluso lo podéis congelar antes de hornear y simplemente cuando os apetezca consumirlo, lo sacáis del congelador y directamente al horno (aquí el tiempo de horneado aumentará, posiblemente necesitéis 15 minutos o un poco más, comprobadlo haciendo la prueba del palillo). Sin más, os dejo la receta.

20180719_191535
20180719_191454

Ingredientes:

-1 plátano grande o 2 medianos

-1 huevo

-2 cucharadas de cacao en polvo desgrasado

-Opcional: 2 cuadrados de chocolate puro y coco rallado (para decorar)

Preparación:

Escachamos muy bien el plátano y lo mezclamos con el huevo y el cacao. Vertemos en los moldes previamente enharinados e insertamos un cuadrado de chocolate en cada uno. Horneamos 12 minutos en horno precalentado a 180º.

Desmoldamos y decoramos con coco rallado.

 

¡Dedícate tiempo, disfruta cuidándote!

CUPCAKES DE AGUACATE

Sin lugar a dudas una auténtica delicia de postre, no solo por su espectacular mezcla de sabores y texturas, sino también por su gran aporte nutricional. Ya que se combina un super alimento como es el aguacate con las proteínas del queso crema. Si realmente queréis sorprender a vuestros invitados, presentad en la mesa este exquisito y sorprendente capricho de la repostería creativa.

Ingredientes:

-2 aguacates

-175 gr. azúcar

-4 huevos

-215 gr. harina

-16 gr. levadura en polvo

-50 ml. aceite de oliva

-1 limón

Ingredientes crema de queso:

-200 gr. queso crema

-60 gr. mantequilla

-250 gr. azúcar glass

 

Ingredientes crema de limón:

-80 gr. azúcar glass

-40 gr. mantequilla

-1 cucharada zumo limón

Preparación de los cupcakes:

Precalentamos el horno a 180º. Empezamos batiendo los huevos con el azúcar hasta que quede una masa espumosa. Añadimos el aguacate triturado (sin piel ni la semilla) y el zumo de limón. Mezclamos e incorporamos el aceite de oliva. Integramos de nuevo todos los ingredientes. Finalmente añadimos la harina tamizada con la levadura y mezclamos bien.

Engrasamos con aceite y harina los moldes de cupcakes y vertemos en ellos la mezcla anterior. No debemos llenar los moldes de masa porque al hornearse aumentan su tamaño. Horneamos durante 35 minutos o hasta que estén hechos (lo comprobamos si al pincharlos con un palillo éste sale seco). Dejar templar.

*Para hacer la crema de limón, la mantequilla ha de estar a temperatura ambiente para que se integre con facilidad con el resto de ingredientes. Comenzamos batiéndola con la ayuda de unas varillas para convertirla en una crema suave, le vamos añadiendo el azúcar glass y seguimos mezclando hasta unificarlo todo. Agregamos el jugo de limón para darle más sabor y lo batimos para que se quede bien integrado. Reservamos.

 

*Para hacer la crema de queso, comenzamos batiendo la mantequilla con la ayuda de unas varillas para convertirla en una crema suave, le vamos añadiendo el azúcar glass y seguimos mezclando hasta unificarlo todo. Reservamos.

 

Hacer un agujero en el centro de cada cupcake y vaciarlos (como se muestra en la foto). Rellenarlo con la crema de limón. Y finalmente cubrirlos con el frosting de queso crema. Refrigerar hasta el momento de servir.

20180420_154545

COULANT CON CORAZÓN BLANCO

Al igual que el coulant de chocolate blanco este postre hará las delicias de los amantes del chocolate donde se combinan diferentes texturas y se mezcla el dulzor del chocolate blanco con el sabor intenso y puro del chocolate negro. En la parte exterior encontramos un tierno bizcocho de puro chocolate negro que envuelve interior de delicado chocolate blancofundente.

Ideal para sorprender a los invitados con un postre especial tras una comida elegante. Es muy sencillo de preparar y se puede tener hecho con antelación. Simplemente bastará con hornearlo 7 minutos a la hora de llevarlo a la mesa, ya que debe ser comido caliente. Resulta ideal si lo acompañamos de una bola de helado de vainilla para contrastar sabores y temperaturas.

Este postre se puede elaborar con antelación y congelarse. Tan solo un momento antes de servir se saca del congelador y se introduce en el horno 12 minutos.

Para asegurarnos el éxito es imprescindible respetar los tiempos de cocción, para que el exterior quede bien cocido y el interior fundente.

Ingredientes:

-3 huevos

-80 gr. azúcar

-50 gr. mantequilla

-100 gr. chocolate negro foundant

-50 gr. chocolate blanco foundant

-1 cucharada de harina

Preparación:

Comenzamos precalentando el horno a 180º. Fundimos la mantequilla con el chocolate negro. Batimos los huevos con el azúcar hasta que tripliquen su volumen. Añadimos la harina. Vertemos la mezcla de mantequilla y chocolate sobre la harina y los huevos. Removemos hasta integrarlo todo. Forramos con papel de hornear los moldes individuales, los engrasamos y enharinamos. Vertemos la mezcla de chocolate hasta la mitad del molde, colocamos un trozo de chocolate blanco en medio y cubrimos con el resto de la mezcla, sin llegar al borde porque al hornearse crecen. Horneamos durante 10 minutos. Desmoldamos y servimos inmediatamente.

Sugerencias:

*Resulta ideal tomarlo con una bola de helado de vainilla o con un fondo de natillas caseras.